Ideas para escribir sobre antropología.

Soy un mal bloguero, me vais a perdonar.

Un bloguero es aquella persona que va escribiendo en su blog artículos (post) para deleitar a los lectores con palabras y textos relacionados con la temática de su blog.

Mi blog trata de antropología, pero escribir en un blog en el que ya no tengo el mismo interés con la antropología como antes se me hace engorroso.

  • ¿Qué escribo?
  • ¿Qué puedo contar ahora a mis queridos lectores?
  • ¿Quién soy yo  para llenarme la boca con la palabra antropología y poder debatir sus conceptos y categorías que describen las culturas del ser humano?

Empecé siendo estudiante de antropología que nunca terminó los estudios en la universidad, ahora en mi curriculum pongo que tengo estudios de antropología porque no puedo decir que soy antropólogo ni mucho menos que tengo la carrera  terminada.

De todas formas de poco me sirve decir que tengo estudios en antropología, solo para suscitar un poco de interés y que alguien me pregunte que es eso de la antropología.

Ya sabemos que hoy en día los curriculums llenos de títulos se quedan en papel mojado, por lo menos en España, Estado en el que resido, sé que muchas de vosotras leeis el blog desde otras partes del mundo y mola mucho.

Por lo tanto ni soy antropólogo y cada vez soy menos bloguero porque he dejado de escribir en este blog de forma constante como hacia antes. 

¿POR QUÉ NO ESCRIBO TANTOS POST COMO ANTES?

 La razón es bien sencilla, porque no sé que escribir.

Empecé en el blog escribiendo sobre mi experiencia de estudiar en la UNED y a día de hoy después de cinco años con el blog en activo, todos los años la gente sigue entrando y me piden consejos para afrontar exámenes, preparar asignaturas y trabajos de la universidad.

Cosa que me encanta, pero a veces me siento como un secretario que responde dudas de futuros alumnos de la UNED, deberían de pagarme por dar información, pero claro hay algunos artículos como el de “La metodología UNEDIANA”  en el que precisamente no dejo a la Uned en buena posición.

Después de escribir artículos relacionados con la UNED, empecé a escribir post relacionados con la antropología, los cuales me salían solos porque tenía muchas dudas sobre esta ciencia que comenzaba a estudiar.

La sorpresa de aquellos artículos fue que gustaban, y mejor aún, que la gente se sentía identificada con mi proceso de aprendizaje, ese en el que te cambia el mundo cuando empiezas a estudiar antropología.

No es que no tenga tiempo para escribir, porque siempre se puede sacar un rato para darle a la tecla, el tema es que no sé qué escribir.

Soy un mal bloguero…

Empiezo el año poniéndome los objetivos de escribir más en el blog y he tardado 31 días en lo que vamos de año en poder ponerme delante de las teclas para contarte mi crisis de creatividad. 

Un bloguero si quiere mantener el blog activo debe de escribir asidua mente como mínimo uno o dos artículos al mes para que las lectoras no se olviden del blog.

¿Os habéis olvidado de mi? 

Si es así, no pasa nada, lo entiendo, vivimos en una burbuja de información constante que hace que nos olvidemos rapidamente de la información que escribimos. 

Este boom de la información pasa factura. 

BUSCANDO MOTIVACIONES PARA SEGUIR ESCRIBIENDO.

Una de mis antiguas motivaciones para escribir en el blog era escribir aportando valor a las personas que lo leían.

Por aquel entonces, hace dos años aprox las redes sociales eran más abiertas y sociales.

Ahora se han convertido en una jaula de datos que las grandes empresas globales monetizan para invadirte a publicidad, ganan dinero con tus datos y tu solo ves lo que el algoritmo te permite ver.

Quien paga tiene derecho a algoritmo publicitario quien no paga, se le corta el grifo de visibilidad. 

Las redes sociales cortaron el grifo de visibilidad para la gente que no tiene recursos como yo.

Esto quiere decir que yo antes publicaba un artículo y este podía ser visto por 30.000 personas en una red social, ahora comparto el artículo y casi nunca llega a las 1000 personas.

La cuestión no se trata de números, si no de acercar mis textos para provocar emociones en este medio tan frío que es internet, con mis palabras intento acceder a tu pantalla negra y fría para poder llenarla de emoción.

Una de mis motivaciones era el gran número de personas a las que llegaba con mis publicaciones. Me sentía en pleno en la burbuja de los likes y me consideraba el mejor bloguero del mundo y con amplias miras de ser el mejor antropólogo del mundo.

Todo esas expectativas que tenía ya no existen porque la antropología no me acompaña en estos momentos de mi vida y ser bloguero ha caído en desuso, ahora está más de moda ser influencier. 

ALGUNAS IDEAS PARA SEGUIR ESCRIBIENDO EN EL BLOG.

Me he planteado para este año 2019 ser un poco más constante escribiendo y haciendo post, pero la verdad no creo que lo consiga a no ser que pueda encontrar esa motivación para poder seguir escribiendo en el blog.

Tengo algunas ideas que no las tengo del todo claras y que me gustaría que me ayudaras para continuar escribiendo, como puede ser: 

  • Escribir sobre antropólogas y antropólogos famosos.
  • Hacer una crónica sobre las noticias que vemos día a día y darle un toque antropológico en plan un informativo de antropología.
  • Escribir sobre teorías antropológicas.
  • Debatir publicaciones científico-sociales para darles una vuelta de tuerca.
  • Escribir dejándome llevar por el momento.
  • Escribir sobre eventos de antropología.
  • Abrir el blog a que otras personas puedan escribir en él como hacia al principio.
  • No escribir más y dejar de ser bloguero, (también existe esta opción)

Estoy un poco oxidado de ideas, porque no se me ocurre ninguna para seguir motivado.

Me gustaría, si has llegado hasta aquí, que me dieras algunas ideas para seguir escribiendo en este blog que puedan resultar de interés.

Puedes dejar un comentario y ayudarme a salir de este bajón bloguero por el que atravieso desde hace ya tiempo.

Un saludo y espero poder escribir pronto el siguiente artículo. 

10 thoughts on “Ideas para escribir sobre antropología.

  1. Nimrod M. Cortes Flores Contestar

    Saludos, A. P.
    Experimento el mismo problema con mi blog (aunque ni de cerca he publicado tanto como tú). Al principio la intención era publicar mis apuntes de las materias con algún toque llamativo pero al final, entre una cosa y otra, no he publicado mas que una vez al mes (en el mejor de los casos) y que mi blog corra el riesgo de convertirse en un cajón de sastre no me agrada mucho. He considerado algunas de las ideas que propones pero siempre el factor tiempo (en mi caso, la pesades de sentarme a escribir algo que nadie va a leer) es importante. Por lo que una serie de entradas “inmediatas”, que no requieran investigación, un Journal, entrada de opinión sobre un tema x (no tiene porque ser un tema actual) podría servir. No veo necesario que lo pienses cómo “la opinión de un antropologo”, que a fin de cuentas, ya tienes todo un blog de años y años detrás respaldandote para quien no te haya leído, pero en el caso de los que hemos leído tú blog desde hace mucho tiempo, importa ya poco la aclaración, sabemos que entre todo tu bagaje, está la visión del “antropólogo principiante”.

    Supongamos que los bullets son números:
    Me gusta el punto 1, añadiría no solo famosos sino también contemparaneos. El punto 3 nunca viene mal (sobre todo para los que estamos estudiando) pero habria que considerar si aún quieres ese tipo de lector estudiante. El 4 suena complicado, pero debatir es divertido. El 5 es lo que decía antes, algo inmediato, que viene muy bien entre entradas. Al punto 7 también podrías añadir entrevistas, seguro que conoces a muchas personas del quehacer antropológico. Y por último, los Tops, suena a chiste pero son el tipo de entrada que mejor funciona a varios blogueros que sigo. Hay muchos motivos por los cuales la gente prefiere leer tops que leer artículos apesar de que la extensión en palabras sea la misma. Ahora, ¿tops de qué? No estoy seguro, yo he barajeado hacerlo y no me convenso, así que no te daría una idea que yo mismo no aplicaría. Un top de libros, hasta comidas (es una idea que he estado pensando dado que he viajado por Centroamérica y me gusta comer).

    Espero que algunas ideas te sirvan y que no abandones el blog. Igual, tampoco es ley mantenerlo. Si ya no lo disfrutas, ¿Para qué seguir? Cual sea el caso. Ánimo. Siempre es un gusto leerte, leo muchos blogs y reconozco que te he leído menos, pero es que te desapareces. Aunque dejaras de escribir, tu blog sigue aquí y hay muchas de tus entradas a las que uno siempre vuelve para consultar información.

    Un saludo y espero leer pronto el siguiente artículo.

    P. D. Disculpa mi ortografía y gramática, escribí desde el celular.

    • El Antropólogo Principiante Autor del artículoContestar

      Buenas compi bloguero y antropólogo. Lo primero decirte que tienes un mérito escribir todo el comentario con el móvil, yo sería incapaz. La vida del bloguero es dura y te tiene que gustar mucho escribir. Yo la suerte que tuve con el blog entre comillas fue que por aquel entonces internet (redes sociales, buscadores y demás formas para llegar a la gente) no estaba tan capada como ahora, como ya he contado en este post. Ahora si tuviera que empezar de cero con un blog y a más de antropología te aseguro que me lo pensaría muy mucho, por eso mismo que dices, que hay muchos blogueros que escriben maravillas y que nadie las lee porque no tienen medios económicos para que la gente lo lea, en fin cosas del capitalismo y la tecnología. En cuanto a mi dedicación para escribir contenidos en el blog, empecé muy fuerte los dos primeros años, al tercero me relajé, al cuarto lo cerré y al quinto lo volví a abrir sin mucha más pretensión que ir escribiendo lo que me venía a la cabeza para a seguir aportando contenidos que pudieran interesar a la gente. El caso es que desde que dejé de estudiar me he olvidado de la antropología, pero ahí estoy con un blog que me mantiene unido y con gente maravillosa que e sigue aportando valor. Un saludo y gracias por tu comentario que me ha servido de mucho.

  2. Azay Contestar

    Mira! Eres un verdadero mentiroso. (Me explico!) Creo que tu cerebro es mentirosamente maravilloso y nos puedes contar tantas mentiras y nosotras maravilladas. (Yo…que soy hombre…me has echo creer que soy mujer porque nos has tratado a todos de “todas.” Pero eso es lo que hace un verdadero cuentista a lo Rulfo, a lo García-Marquez, o Fuentes. No te detengas. Escribe. Saca fuerzas. Todo puede ser antropoexplicable, e.g., “por qué nuestros líderes son tan hijoepú y nosotras tan sumisas e ingenuas?” “Qué impulso primitivo lleva a algunas a cometer satánicos crímenes?” “Por qué hay culturas dónde la gente son limpia, próspera, o narcotraficantes y proxenetas?” Te felicito. Soy una que te sigue. Espero leer tu próxima disertación sobre nosotras. Explícame – por ejemplo – como pasamos todos a ser “todas” o fue un lapsus calami.
    Ciao tutti frutti et à la prochaine.

    • El Antropólogo Principiante Autor del artículoContestar

      Buenas Azay, sí, soy bastante mentiroso y radical también, de ahí a que un día quiera ser la mejor antropóloga del mundo y al día siguiente tirarlo todo por la borda y pedir consejos sobre que puñetas tengo que escribir en el blog. Gracias por las ideas que a la par son interesantes y con una vuelta interesante que se puede convertir en una de esas Fakenews que tan de moda están, jeje. La antropologia del género, la teoría queer y la profe de la Uni Paz Moreno Feliu me animaron a usar un lenguaje en el que me sintiera cómodo. Un saludo y gracias por pasarte por el blog y dejar ese “peaso” comentario.

  3. Mónica Contestar

    Estaría bien que abrieras la posibilidad de que otros escriban en tu blog, así además puedes inspirarte en los textos ajenos. Mucho ánimo, no es fácil!
    De:
    Una antropóloga resignada a estudiar y terminar la carrera en la Uned.

    • El Antropólogo Principiante Autor del artículoContestar

      Hola Mónica, me encanta tu firma de “antropóloga resignada a estudiar y terminar la carrera en la Uned” yo también me lo planteé y lo dejé a medio camino, me encantaría estudiar Antropología en la Universidad de Granada pero a día de hoy ni tengo tiempo ni vivo en Granada, pero algún día lo haré. En cuanto a que alguien escriba en el blog, lo hice en su tiempo y la verdad es que salieron muy buenos textos, lo anoto de nuevo en la lista de posibles para continuar con el blog. Un abrazo.

  4. Pablo Mondragón Valero Contestar

    De bloguero a bloguero:
    Siempre he pensado que el valor de “El antropólogo principiante” es justamente su capacidad de poner palabras a sentimientos por los que en algún momento hemos pasado todos los estudiantes de antropología, de una manera natural y poco encorsetada (lo que es un soplo de aire fresco para nuestra particular manera de “expresarnos”). Tienes un talento único para la reflexividad y eso tiene un gran valor.
    Conozco bien la problemática de “no sé sobre que escribir” y también esos momentos en los que se te ocurren mil ideas y ¡mecachis! no las apuntas.
    Yo personalmente trabajo con post-its, tengo el despacho lleno de notas que espero, se conviertan algún día en posts.
    Muchas veces ayuda volver a los inicios, a esos manuales de Kottak o Marvin Harris que tanto nos han estimulado.

    Y bueno, para mi sería una pena que dejases de escribir. Tu blog y el de “Una antropóloga en la luna” son una fuente de inspiración para todos nosotros, un punto de inicio y un modelo en el que inspirarse.
    Espero que haya Antropólogo Principiante para mucho más tiempo. De verdad que lo deseo.

    Y bueno, respondiendo a tu llamamiento:
    -seguir manteniendo esa visión personal, desacomplejada, espontánea y libre que has llevado hasta el momento.
    – recoger testimonios de gente de la uned y demás grados, codificarlos y analizarlos.
    – siempre he pensado que estaría genial un blog que hilase ritos “exóticos” con “modernos”, mostrándo que el sapiens no es realmente tan original ni exótico.
    – análisis antropológico de documentos visuales (y enlazar el artículo con fotos en Instagram). Cualquier cosa: folletos del Ikea, carteles, frames de anuncios, Gifs… tener una base limitada sobre la que trabajar permite que aflore la creatividad.
    – sacar algún formato de entrevistas y visibilizar trabajos interesantes con los que te topes.

    Humildes ideas. Ánimo con esa pantalla en blanco, espero volver a leer algo pronto.
    Un abrazo!!

    P.D. los nuevos algoritmos de las RRSS desaniman a los que no podemos permitirnos campañas. Por eso debemos esforzarnos en ofrecer un buen contenido.
    And you know hoy to do it.

    • El Antropólogo Principiante Autor del artículoContestar

      Muchas gracias Pablo, me has dado muchas ideas, algunas de ellas ya las había pensado como hacer entrevistas ya sean escritas o grabadas en vídeo, pero requiere de tiempo y preparación. Me ha gustado mucho tu comentario y me anima a seguir escribiendo, de verdad aunque no te conozca personalmente es como un chute leer tus palabras que son cercanas, uy que me estoy poniendo romanticón. En cuanto a llevar el famoso calendario de contenidos que todo bloguero tiene lo tengo ahora mismo vacío por que no sé como puedo seguir aportando a la comunidad de lectores/as del blog. De nuevo muchas gracias y a ver si me paso por Antropología 2.0

  5. Eva Contestar

    Buenas antropólogo principiante!!
    Ya que pides que t ayudemos,aquí va mi perspectiva sobre el tema…quizás podrías centrarte en vivencias del día a día o de situaciones y sacar tus propias interpretaciones, es decir, etnografía sin tanto teoría metodológica que son interesante y nos dan la idea pero como bien sabes,la antropología no tiene la verdad absoluta. También crear debates. En el sistema que estudiamos antropología lo considero muy estático y académico y quizás darnos un empujón para también salir de esa burbuja. Gracias y espero que nunca lo dejes. Saludos Eva

    • El Antropólogo Principiante Autor del artículoContestar

      Gracias Eva, de algún modo lo que he ido escribiendo en el blog han sido mis propias interpretaaciones sobre como he ido incorporando la antropología en mi día a día, en su día también cree debates como el de las salidas de la antropología y que puede ser una buena alternativa para seguir compartiendo. De momento no lo dejo pero necesito un poco de renovación jeje un saludo y gracias de nuevo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *